twitter facebook google+
Tres activistas explican la importancia de la llamada 'Ley Mordaza' y aseguran que es necesaria la implicación de la sociedad
26 de octubre de 2014
nosomosdelitotestimonio

Guadalupe Bohoyo, abogada, y Mónica Hidalgo, farmacéutica. Activistas de ‘No somos delito’. :: P.R.R.

“La Ley de Seguridad Ciudadana anterior es del año 1992 y entonces no estaban, como ahora, los móviles, que permiten grabar a cualquiera. Ahora no pueden controlarlo. Esta ley es una forma para blindarse, porque, al final, lo que quieren es conseguir una total impunidad: los políticos, en sus vidas, y los policías de lo que hacen en las manifestaciones”, la que habla es Guadalupe Bohoyo, abogada y activista de ‘No Somos delito’, Plataforma contra la reforma del Código Penal, la Ley de Seguridad Ciudadana y la Ley de Seguridad Privada. A su lado, su compañera, del mismo colectivo, Mónica Hidalgo, asiente y añade: “Ellos quieren seguir con sus ‘tarjetas blacks’ y, para eso, la única manera que tienen es que el ciudadano esté en su casa, con miedo, y haciéndole sentir afortunado por tener un trabajo y una casa. No podemos pensar nada más”.

Por su parte, Ana Rosa Saldaña, activista del grupo de los Yayoflautas de Madrid -grupo de personas maduras surgido al calor del 15M- explica su opinión sobre la norma. “Para llamarse ley, es muy curioso que lo que suponga sea mayor inseguridad. Lo que trata es de impedir expresarnos, impedir que nos manifestemos y tiene detrás un gran afán recaudatorio”.

La ley está, en opinión de estas mujeres, íntimamente unida a los movimientos y protestas sociales vividos en los últimos tiempos. “El 15M les asustó, ahora saben que nos podemos mover, tienen miedo a la reacción de la gente. Recordemos Gamonal, la Ley del Aborto, lo que ha conseguido la Marea Blanca”, dice Ana. “Saben que si nos unimos, se pueden conseguir cosas”.

Ninguna de las tres quiere que el proyecto salga adelante, lo consideran un gran paso atrás. De hecho, ‘No somos delito’protagonizó, junto a Greenpeace, una “enmienda ciudadana a la totalidad” a las puertas del Congreso.

Para las más jóvenes, “con este tipo de leyes, nuestra realidad nos recuerda más a lo que contaban nuestros padres que a lo que esperábamos contarles a nuestros hijos”, en palabras de Mónica Hidalgo. Ana Rosa Saldaña, a sus 69 años, apunta: “Si miro con perspectiva histórica cómo estábamos, cómo hemos avanzado y lo que hay ahora, me parece mentira, parece irreal. Todo se está desmoronando con premeditación y alevosía”. Y, tras una breve pausa, añade: “La gente en este país no se ha dado cuenta, no ha valorado cómose han conseguido las cosas, cómo las protestas han sido importantes para conseguir derechos sociales, y tampoco se está dando cuenta ahora de cómo se están perdiendo”.

Ana Rosa Saldaña, activista de los Yayoflautas de Madrid. :: P.R.R.

Ana Rosa Saldaña, activista de los Yayoflautas de Madrid. :: P.R.R.

Violencia orquestada en las manifestaciones

Hay una queja que comparten sobre la imagen que se transmite del activismo. “Somos gente normal que lucha por lo que quiere”, asegura Mónica Hidalgo. Gran parte de la culpa, según cuentan, es de los medios de comunicación que “tergiversan las informaciones y las imágenes que aparecen repetidas, como no si hubiera pasado nada más”. También apuntan al lenguaje que se emplea. “Se utiliza unido al activismo el término radical, lo tildan siempre de agresivo. Se muestra a la sociedad un tipo de activismo que no existe, uno que quiere imponer sus ideas a través de la fuerza. Y eso no es en absoluto real”, se queja Guadalupe Bohoyo. Por su parte, Ana Rosa Saldaña matiza que “la violencia en las manifestaciones está orquestada para que no se vea la reivindicación”.

“Se supone que la policía está para proteger a los ciudadanos y sus derechos fundamentales, y uno de esos es el derecho de manifestación, que todos tenemos. Cada vez más, vemos que la policía no está allí para que las manifestaciones se desarrollen pacíficamente, sino que buscan que se produzca el enfrentamiento”, explica Guadalupe, para quien la nueva reforma lo fomenta, ya que “hay situaciones en las que se da competencia a la policía no para que proteja las manifestaciones, sino para que impida que se celebren”.

Las dos integrantes de ‘No somos delito’ tienen la sensación de que es una ley innecesaria y se justifica con una petición por parte de la sociedad que no es real. “La sociedad somos nosotros y yo no he visto a nadie pidiendo a la policía que salga a la calle porque tienen miedo de una manifestación”, argumentan.

La sociedad somos nosotros y yo no he visto a nadie pidiendo a la policía que salga a la calle porque tienen miedo de una manifestación”

Eso sí, para las tres resulta necesaria la implicación de la sociedad y tratan de explicar la importancia que tiene para cualquier ciudadano la que denominan Ley Mordaza, no sólo para el activista. “Si algún día te pasa algo, lo que sea, no vas a poder protestar”, sentencia Mónica Hidalgo. “Es imprescindible manifestarte, es lo único que tiene fuerza”, clama, por su parte, Ana Rosa Saldaña.

Guadalupe Bohoyo, en cambio, prefiere usar un ejemplo. “Si un policía dice que me ha pedido el DNI y que no se lo he querido enseñar y yo digo que es mentira, me van a poner una multa, sí o sí, y si quiero que sea un juez el que revise lo que ha pasado, tendré que pagar tasas, honorarios de abogado, etc.”. La abogada resalta, además, la gravedad de la apuesta por la vía administrativa de la nueva normativa. “En el procedimiento penal está el juez para decidir quién tiene razón. En la administración, es el jefe del policía el que decide si lo ha hecho bien o mal”, sostiene.

En esta situación, afirman que aunque los antidisturbios no son el enemigo, “el corporativismo que existe les iguala”. Es Mohoyo, nuevamente, quien lo desarrolla: “Si un policía denuncia, si se le abre expediente, lo aíslan. Nadie quiere trabajar con él, le relegan a temas de oficina. Si tratan de denunciar o cambiar algo, te pones a todo un estamento contra ti. Es el funcionamiento del sistema, que está podrido”.

La lucha para las tres continuará, según aseveran, y se muestran optimistas ante la posibilidad de que la ley no se apruebe. “La mordaza en la boca, como símbolo del silencio que nos quieren imponer, estará en todas las redes sociales y también en la calle”, concluyen.



Warning: count(): Parameter must be an array or an object that implements Countable in /homepages/22/d436681534/htdocs/linkterna/wp-content/plugins/microkids-related-posts/microkids-related-posts.php on line 858

Warning: count(): Parameter must be an array or an object that implements Countable in /homepages/22/d436681534/htdocs/linkterna/wp-includes/class-wp-comment-query.php on line 405
Comentarios:

[…] Ley Mordaza: “Quieren seguir con sus ‘tarjetas blacks’ y que el ciudadano esté en su casa, co… […]

Dejar un comentario:


Otras noticias
La nueva Ley Orgánica de Protección de la Seguridad Ciudadana se debatirá en breve en el Congreso en un contexto de rechazo ciudadano y político, debido a la falta de razones que justifican la norma que, además, se tilda de ambigua y de vulnerar la libertad de expresión y la protesta pacífica
Anxo Rama, secretario federal de la Unión Nacional por la Intervención Policial y Especialidades
Lo más:
mapaWeb quiénesSomos contacta avisoLegal síguenos: twitter facebook google+

Esta web utiliza cookies para obtener datos estadísticos de la navegación de sus usuarios. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Más información X Cerrar